Suscríbete

viernes, 18 de abril de 2014

El silencio presidio la “Madrugá” manzanareña en la que las imágenes de Ntro. Padre Jesús del Perdón, el Santísimo Cristo de la Vera Cruz, San Juan Evangelista y la Santísima Virgen de la Esperanza recorrieron el itinerario de costumbre.

Ntro. Padre Jesús del Perdón.

Nazarenos de Ntro. Padre Jesús del Perdón en su estación de penitencia.

Paso del Santísimo Cristo de la Vera Cruz.

Nazarenos de la Santísima Virgen de la Esperanza.

Con el rezo a las puertas de la ermita de la Vera Cruz de un Padrenuestro por la ausencia de víctimas por el hundimiento de la techumbre, dio comienzo la procesión del silencio.

Ntro. Padre Jesús del Perdón, momentos antes de iniciarse la Procesión del Silencio.

La Cruz de Guia inicia la estación de penitencia.

El paso del patron de Manzanares, saliendo de la ermita de la Cera Cruz.

Ntro. Padre Jesús del Perdón.

En la procesión de “La Pasión de Cristo” hubo buena participación de jóvenes hermanos cofrades.

Procesión de La Pasión de Cristo.

Procesión de La Pasión de Cristo.

Procesión de La Pasión de Cristo.

Procesión de La Pasión de Cristo.

Procesión de La Pasión de Cristo.

Los internos de Herrera de la Mancha desfilaron junto con la cofradía de la Virgen de los Dolores, portando la talla del “Cristo de Herrera”

Hermandad Ferroviaria de los Santos Arcángeles Miguel y Rafael y Divina Pastora.

El Cristo de Herrera.

Santísimo Cristo de la Humildad.

Paso de la Santísima Virgen de los Dolores.

Un total de diez pasos y cuatro hermandades desfilaron en la procesión del Jueves Santo.

Santísimo Cristo de la Columna.

La Asociación Músico Cultural "Julian Sánchez Maroto" durante el desfile procesional.

Paso María Consoladora de Afligidos.

Banda de Cornetas y Tambores "El Traspaso"

El buen tiempo reinante, hizo que muchos manzanareños se lanzaran a la calle para ver pasar la procesión de “La Pasión de Cristo”

Paso de la Horación del Huerto.

El Divino Cautivo a su paso por la Plaza de la Constitución.

San Juan Evangelista.

Cruz de Guia de la hermandad del Santísimo Cristo de la Columna y María Consoladora de Afligidos.

Nazarenos de la hermandad del Santísimo Cristo de la Columna y María Consoladora de Afligidos.

Otro año más, gran espectación en la salida de la Hermandad Virgen de la Paz y Oración en el Huerto.

La cruz de guia de la hermandad hace su salida.

La Santísima Virgen de la Bondad es “levantá” a las puertas de la ermita tras la salida con rodilla a tierra de los costaleros.  

El paso de Jesús Cautivo realiza el saludo a la Virgen de la Bondad, momentos antes de iniciar su primera “Chicotá” camino de la salida oficial de la procesión.

Paso del Divino Cautivo.

Paso de San Juan Evangelista.

Los costaleros de la Santísima Virgen de la Bondad y del Divino Cautivo se colocan con esmero la faja, antes de enfrentarse a las frías maderas de la parihuela y a más de tres horas bajo el paso.






Por ocasiones creadas el Manzanares C.F. mereció algo más que el empate a cero frente al Quintanar del Rey



0 Manzanares C.F.: Rodri, Agus, Chule. Víctor Cone, Edu Olivares, Saavedra (Sevilla minuto 60), Elías, Moraga, Quique, Carlos Arroyo (José Carlos minuto 52), Martin.
0 C.D. Quintanar del Rey: Torrente, Pedro, Luiso (Rafa minuto 87), Rubén, Roque, Bolero, Malco, Dani, Peli, Carlos (Andrés minuto 87).

Arbitro: Muñoz Méndez asistido por Camacho Peral y Caballo Roca. Enseño tarjeta amarilla al visitante Edu en el minuto cuarenta y tres.
Incidencias: Partido disputado en la mañana del Jueves Santo con menos público de lo habitual. Estuvo presenciando el encuentro el secretario técnico de la U.D. Socuellamos el ex-colegiado Vicente Aguado Delgado.
Manzanares y Quintanar del Rey empataron a cero goles, en un partido que no pasara a la historia, los manzanareños fueron mejores en la primera mitad donde el meta Torrente con brillantes intervenciones se convirtió en el destacado del partido por parte del equipo visitante. En la segunda mitad el Manzanares C.F. no jugo bien, al equipo manzanareño le falto chispa y acierto a la hora de mover el balón, los manzanareños terminaron enfadando a su público y en esta ocasión el respetable llevaba razón. El Quintanar del Rey fue mejor en la segunda parte aunque dejo claro que su acierto cara a portería fue similar al del Manzanares.
El Manzanares C.F. afrontaba el partido con la ilusión de sumar su primera victoria en esta segunda vuelta, los franjiblancos dominaron en los primeros cuarenta y cinco minutos, esa victoria se les negó en la primera mitad porque el ex-manzanareño Torrente cuajo un primer periodo francamente excepcional. A los cuatro minutos de comenzar el partido es Chule Villar quien hace intervenir a Torrente con acierto.
El equipo manzanareño comenzó jugando bien al futbol, buscando con acierto las entradas por bandas que traían consigo remates con peligro, ese futbol traía consigo un buen remate de Carlos Arroyo en el minuto ocho que neutralizo Torrente con muchísimo acierto. El Manzanares C.F.
dominaba territorialmente, pero le faltaba acierto cara portería o era Torrente el que se convertía en el gran héroe de su equipo, es evidente que la gran temperatura de este Jueves Santo podía pasar factura al equipo que más desgaste estaba haciendo que era el Manzanares.
El Quintanar del Rey se acercaba a la portería de Rodri, cuando se cumplía el minuto veintitrés, era Bolero quien disparaba a portería y neutralizaba Rodri sin dificultades. El Manzanares era quien mejor lo estaba haciendo, pero la falta de acierto cara a portería pasaba factura, así por ejemplo Villar en el minuto veinticuatro apuesta por tirar al lateral de la red en una gran jugada del interior manzanareño. El Quintanar del Rey si estaba en el campo, mostrando ser un equipo muy serio, perfectamente trabajado en el aspecto táctico y que sus cuarenta y tres eran más que justificados por su gran trabajo colectivo.
Chule Villar, uno de los destacados en el primer periodo, cuando se disputaba el minuto veintinueve, ensayaba el disparo desde lejos y el esférico salía alto. El Manzanares C.F. domino hasta el final del primer periodo, pero su escaso acierto cara a portería rival le impidió abrir el marcador, un ejemplo pasa por un espectacular centro de Moraga al que nadie llego a pesar de que el balón llevaba marchamo de gol.
Primeros cuarenta y cinco minutos, según guion previsto, dominio territorial y mejor juego del Manzanares, el escaso acierto cara a portería del Manzanares y el acierto de Manzanares fueron los detonantes para que el marcador no se moviera. El Quintanar del Rey jugo bien, dio imagen de un equipo serio, supo sacar provecho de sus virtudes defensivas y se fue al descanso con un esperanzado empate a cero goles.

Segundo tiempo malo de solemnidad
El Manzanares jugo mal en la segunda mitad, al equipo de Guillermo Alcázar le falto entidad para reaccionar y le sobro el esfuerzo de la primera mitad que le paso factura en exceso, pero es evidente que a una plantilla tan corta como la manzanareña esto podía ocurrir en cualquier momento. El mal juego de la segunda mitad, no es para rasgarse las vestiduras, es para analizar lo cortita que es la plantilla y como se nota
cuando faltan futbolistas importantes y más en una plantilla con pocos efectivos.
Un equipo y otro crearon pocas o casi ninguna ocasión de gol, los visitantes se limitaron a aprovechar los muchos errores de los locales, el juego era con muchísimo centro campismo y con muchos errores a la hora de elaborar y mover el balón por parte local lo que hacía que sus aficionados se enfadaran y con razón en muchos casos.
El Quintanar del Rey se permitió irse en algunos momentos del partido hacia arriba a intentar romper el partido, pero la defensa manzanareña fue esa línea seria y sólida que no se descompuso en ningún momento, los visitantes si demostraron ser un equipo muy trabajado y compacto que lo sabe hacer lo hace a la perfección.
A pesar de su mal juego los manzanareños tuvieron un par de ocasiones, en este segundo periodo, la primera de ellas en una falta que lanzo Agus que termino en saque de esquina. La última ocasión fue un disparo de Moraga que se fue alto por muy poco. El segundo tiempo fue para no guardar y para que intentar olvidar lo antes posible todo el entorno del conjunto manzanareño.
El mal juego del segundo periodo, no es para tirar por el camino del enfado y la frustración, debe de servir para analizar lo corta de la plantilla, la igualdad de la categoría y ante todo que los partidos malos deben de servir para hacer autocrítica equilibrada. La plantilla es la que es y lo ha dado todo, dentro de ese todo hay partidos malos o segundo tiempo malo como el de este jueves, esta plantilla merece un aplauso porque han conseguido mantener al equipo en tercera división una temporada más que al fin y al cabo era el objetivo a principio de temporada